Con un debate intenso y tensión, aprobaron la Emergencia en Violencia de Género en Olavarría | Infoeme
Miércoles 22 de Mayo 2024 - 7:34hs
Miércoles 22 de Mayo 2024 - 7:34hs
Olavarría

Con un debate intenso y tensión, aprobaron la Emergencia en Violencia de Género en Olavarría

Hubo cambios en el proyecto original: se aprobaron dos artículos y el resto pasó a comisión. Desde el Frente de Todos hubo duras críticas a la gestión de Galli, desde la bancada oficialista se hizo un repaso de lo realizado en estos cuatro años con fuerte abucheo de la movilización de organizaciones sociales, feministas y populares. Las críticas, las chicanas y la tensión ganaron en una sesión que tuvo varios cuartos intermedios.

En una sesión extraordinaria que tuvo gritos, abucheos, presiones, idas, vueltas, críticas y un consenso generalizado al final, el Concejo Deliberante declaró por unanimidad la Emergencia en Violencia de Género en Olavarría. Una buena parte de la propuesta irá a comisiones para continuar su debate, pero la reasignación presupuestaria para objetivos prioritarios en la lucha contra la violencia a las mujeres y disidencias fue otorgada.

 

Metidos de lleno en la propuesta, con 26 artículos, Mercedes Landivar (Frente de Todos) presentó el proyecto original: con duras críticas, señaló que las demandas al Estado Municipal datan de al menos un año y que nunca hubo respuestas. “Estamos ante una situación de riesgo que es necesario declarar la Emergencia” dijo.

 

La edil opositora recordó sus propias palabras en la discusión del Presupuesto, a finales de 2019, donde denunció que había “un ajuste contra las mujeres. El 80% del Presupuesto destinado a la lucha contra la violencia de género es solo para sueldos. Para capacitaciones hubo un ajuste importante”. Y continuó con las duras críticas: “No se registraron cursos de capacitación ni sensibilización. No hubo proyectos a la temática. Tampoco se registraron proyectos para inserción laboral para mujeres en situación de emergencia. Los subsidios son insuficientes para pagar alquileres”.

 

 

Landívar dejó en claro que estas denuncias “las dije un 27 de diciembre y el 29 de diciembre fue encontrada muerta Mabel Olguín". Agregó que "hubo un cambio de carátula por la lucha de los familiares” para dar cuenta “de los golpes y la violencia que sufría”. Confirmó, en tanto, que Olguín había realizado consultas días atrás en un Centro de Atención Primaria por “violencia física”.

 

“El 4 de enero nos encontrábamos con la tremenda noticia del asesinato de Valentina Gallina”. Se emocionó al contar cómo se enteró de la noticia “fue víctima de femicidio al igual que su mamá”. Profundizó sus dichos al indicar que “el Estado es responsable en su previa inacción que no pudieron evitar estos tremendos desenlaces. Tenemos una ordenanza única en la Provincia de Buenos Aires, que prevé un presupuesto específico para las violencias. Sin embargo por decisión política se va del 80% a personal. Hay una distorsión en sus objetivos”.

 

Dio cuenta de varios informes de la Casa Popular Valeria, el Frente Ni Una Menos, y el PPEM, de la Facultad de Ciencias Sociales, e incluso señaló que dichas estadísticas fueron utilizadas para la confección del proyecto.

 

Denunció además varias irregularidades del Municipio, desde presunta falta de controles en botones antipánico que no funcionan, pasando por “inacción” en la Mesa Local contra la Violencia Familiar y de Género. “Hay una falta de seguimiento de casos, incluso una aguda situación en infraestructura para contención”.

 

 

Además, “las localidades no cuentan con atención específica de la violencia de género” y reflexionó: “la urgencia corta el aire como un cuchillo cuando una joven de 19 años es asesinada como su madre 11 años después. Si esto no es el triple de grave es solo porque las organizaciones sociales y populares se están haciendo cargo de una situación que debe hacerse cargo el Estado”.

 

“Pude presenciar en una reunión de la Mesa Local cómo el Ejecutivo, sus propios integrantes, nos reconocían la falta de empatía en los casos, no acercándose a los familiares de las víctimas, falta de acercamiento a territorio, falta de trabajo en red, falta de trabajo con organizaciones sociales”.

 

Expresó, en tanto, que “este proyecto se le solicitó antes al Ejecutivo, se les pidió declarar la Emergencia antes, y por falta de respuesta a las organizaciones sociales vinieron a nosotros”.

 

Ante un fuerte y largo aplauso del público presente, le tocó el turno a Cecilia Krivochen, de Juntos por el Cambio.

 

 

Ratificó la postura del Intendente, afirmó que “es necesario declarar la emergencia en violencia de género”, y tras dar cuenta que acompañan las familias de Mabel Olguín y Valentina Gallina, presentarían una propuesta alternativa. Dijo que sí hubo medidas tomadas por el Gobierno Municipal, y mencionó la primera medida de Galli de crear la Dirección de Políticas de Género.

 

Indicó que “es una pena” que “no se hayan acercado” (contrario a lo que mencionó Landívar) y que si el proyecto se hubiese presentado con tiempo, “hubiese habido un fuerte trabajo en las comisiones para llegar a consensos”. Cuando anunciaron que no acompañarán varios puntos del articulado del proyecto presentado por el Frente de Todos, comenzaron algunos abucheos.

 

Tras ello, Krivochen comenzó un largo repaso de las medidas tomadas por el Gobierno Municipal en la Dirección de Políticas de Género durante la gestión Galli. Todo, bajo un fuerte murmullo del público que manifestaba su disconformidad en torno a los dichos de la concejal oficialista.

 

La Dirección, según afirmó la concejal, “desarrolla sus tareas partiendo de la firme convicción en las responsabilidades y obligaciones que tiene el Estado para con la ciudadanía de garantizar el acceso igualitario a los derechos humanos de todas las personas desde el respeto por las diferencias, y de generar las condiciones para una vida libre de violencias y de prácticas discriminatorias basadas en la identidad sexual y de género”.

 

 

En el largo repaso, señaló los objetivos de la Dirección, la conceptualización de la mirada feminista y de género abordada en el área, sumado a las leyes aplicadas, la cantidad de personal orientado al sector, entre lo más destacado. Incluso, invitó a quienes quieran a visitar la sede de la Dirección para “profundizar aún más sobre el trabajo que se realiza en el área, conocer al equipo de trabajo (si aún no lo han hecho), como así también para interiorizarse de las intervenciones realizadas a lo largo de estos más de 4 años de la creación de la Dirección".

 

Mercedes Landívar le salió al cruce: “No quiero decir que falta el respeto pero roza la falta de respeto” dijo. “No fuimos convocados a una capacitación, a una clase introductoria de perspectiva de género, que tiene cuestiones conceptuales a revisar, ni escuchar legislación afín al tema, ni los objetivos ideales que debe cumplir un área de género. Si estamos acá es porque no se están cumpliendo. Ojalá fuera todo así”.

 

Reiteró que “esto no es de ahora, el Municipio sabe cuáles son las irregularidades”. Y dijo que “las organizaciones sociales no vinieron a pedirnos a nosotros que trabajáramos este proyecto sin querer trabajarlo con el Ejecutivo. Por el contrario, desde el hecho de Valentina hubo tres oportunidades donde las organizaciones solicitaron, por favor, que se tratara la Emergencia en Violencia de Género”.

 

“Si van a votar la Emergencia algo ven. Pero se perdieron la oportunidad de trabajar en conjunto”.

 

Maite Salerno (JxC) volvió a señalar que fue “una lástima” que no hayan podido abrir al diálogo del proyecto original, y presentó la alternativa con dos artículos, que palabras más, palabras menos, fue similar al proyecto “de consenso”.

 

Juan Sánchez, en tanto, dijo que “si quieren admitir la Emergencia, no hubiesen hecho otra cosa que ir a Presidencia (del mismo partido de ustedes), y pedirle que ponga otra fecha que no sea la de hoy, para leer de forma más exhaustiva el proyecto y no fijar una fecha con un proyecto de ordenanza que contiene 4 artículos, 2 de forma”.

 

 

Tras un nuevo cuarto intermedio, se acordó un proyecto con dos artículos: Declarar efectivamente la Emergencia en Violencia de Género y, en ese sentido, “optimizar recursos municipales necesarios para el funcionamiento de la Dirección con la Ordenanza 3910/15” sumado a la facultad al Municipio “a reasignar partidas presupuestarias necesarias para afrontar la Emergencia que se declara por la presente”.

 

Pero además, “acordamos todos los bloques que el proyecto original con demás articulados se va a presentar para ser tratado en las comisiones correspondientes. Pero para que haya tranquilidad, hoy declaramos la Emergencia en Violencia de Género en Olavarría” señaló Mercedes Landívar, ante el fuerte aplauso de los presentes que seguían las alternativas de la sesión. 

 

Finalmente, Victoria De Bellis cerró con un discurso más que emotivo pidiendo “más empatía, funcionarios que recorran el territorio, consensuar desde la política, se necesita más que el Presupuesto. Están en un escritorio detrás de la gente. Está bueno ver los objetivos de la Dirección, pero que también se piense que no son eficientes”.

 

 

“No hay que esperar, ¿qué vamos a esperar, que maten a otra piba y llorar y salir a marchar?” dijo De Bellis, visiblemente emocionada. “Cuando marcho pienso que puede ser mi hija, puedo ser yo. Me da impotencia, porque pienso que se hace, se propone y no alcanza. La Mesa Local funcionaba desde 2010, con muchas personas comprometidas, de diferentes partidos políticos. Esto es una política pública, del Estado”.

 

“Hay que volver a la Mesa Local, priorizarla, volver al territorio. Y celebrar los consensos. Tenemos que exigir la implementación de la ordenanza, no subestimar este tema, ni ninguno” finalizó, en otra de las ovaciones ya de la tarde de este jueves, con el proyecto de dos artículos votado y aprobado por unanimidad y en consenso de todos los bloques.

Compartirla

Notas Relacionadas

Deja tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento. Leer más.