Martes 13 de Abril 2021 - 21:51hs
16.8°
Martes 13 de Abril 2021 - 21:51hs
Olavarría
16.8°

Un peluquero deberá indemnizar a una clienta a la que le quemaron el cabello en su local de Mendoza

Un peluquero deberá indemnizar con más de 220 mil pesos a una clienta que lo demandó por daños y perjuicios tras un tratamiento mal hecho que ocasionó que su cabello quedara dañado y quemado.

El fallo fue dictado por la jueza Viviana Isgro Mostaccio, del Primer Tribunal de Gestión Asociada de Paz, quien hizo lugar parcialmente a la demanda promovida por la mujer y condenó al propietario de la peluquería a pagar la suma de $226.150 más intereses.

Según denunció la mujer, en septiembre de 2018 concurrió a una peluquería ubicada en la ciudad de Mendoza para realizarse un tratamiento de nutrición en el cabello y el propietario le aconsejó el tratamiento “babylight” que consistía en “una nutrición de su cabello y la realización de pequeños reflejos de luz que darían una sensación de claridad al mismo”.

El hombre derivó su atención a otro peluquero quien le dijo “que era nuevo, que hacía pocos días que estaba trabajando en el local", indicó la mujer en la demanda presentada.

Y añadió que tres días después del tratamiento, cuando se lavó el cabello, "se encontró con la desagradable situación de ver que el mismo se encontraba completamente dañado, opaco, duro, quemado, siendo imposible de peinar, una especie de rasta".

Según detalló la mujer, volvió al a peluquería y le dijeron que había un “problema con la asimilación del producto” y le ofrecieron arreglarlo sin costo, pero la solución fue peor y le cortaron el cabello unos centímetros sin avisarle.

La mujer consultó a otro estilista que constató que tenía el pelo quemado en un 70%.

Compartirla

Notas Relacionadas

Deja tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento. Leer más.