Viernes 21 de Enero 2022 - 23:04hs
20°
Viernes 21 de Enero 2022 - 23:04hs
Olavarría
20°

Una mujer olavarriense en una situación desesperada: “agarró un cuchillo y se me abalanzó para atacarme”

Se trata de una mujer de 45 años, madre de un niño de 6, que después de sufrir varios episodios de violencia de género se encuentra a punto de terminar en la calle. Le suplica a la justicia que actúe. 

 

Una mujer olavarriense protagonista de una violenta situación familiar denunció que tiene miedo por su vida y que está a punto de quedarse en la calle con su hijo de 6 años.

 

La mujer en cuestión contó que sufrió violencia de género por muchos años por parte de su ex pareja, quien, aparte de eso, está acusado de abusar sexualmente del hijo que ambos tienen en común.

 

Según relató “M” -a quien, debido a su situación, es pertinente resguardar su identidad- los episodios de violencia fueron constantes, hasta que el 21 de junio decidió radicar la primera denuncia en base a un episodio en que “realmente temió por su vida”.

 

“Ese día me golpeó delante de mi hijo, después se fue a la cocina, agarró un cuchillo, y se me abalanzó para atacarme”, relató “M”, quien agregó que, por una mala maniobra en el ataque, el agresor terminó hiriéndose a sí mismo.

 

“Fue como si Dios hubiese intervenido, porque venía directo a matarme. Mi hijo estaba escondido debajo de la cama, muerto de miedo”, recordó la mujer, a quien de todas maneras le costó meses recuperarse de la dura golpiza.

                                                                                   

“Me contó cómo había sido abusado sexualmente por su padre y la mujer que en ese momento era su pareja”

 

 

“Al día siguiente llevé a mi hijo a la escuela, hablé con las maestras para contarles lo que había pasado y fui hasta la Comisaria de la Mujer a hacer la denuncia, al día siguiente le hicieron la exclusión del hogar, me dieron un botón anti pánico y nos pusieron una guardia policial las 24 horas”, detalló la madre de 45 años, que desde ese entonces empezó a recibir mensajes amenazantes e intimidatorios de su agresor de forma constante.

 

Una segunda denuncia fue radicada en julio, cuando a “M” le tocó enterarse de “algo terrible” que le relató su hijo de 6 años.

 

“Vino y me contó cómo había sido abusado sexualmente por su padre y la mujer que en ese momento era su pareja. Contó una experiencia de abuso horrible y algunas horas después le agarró un ataque de nervios, con mucha angustia e ira, al recordar todo lo que le había pasado”, rememoró la mujer, quien también se encargó de denunciar el hecho.

 

“Él no quería que trabaje ni que saliera de la casa, me aisló por mucho tiempo”

 

“Aparte de eso, en una oportunidad rompió la perimetral, y tenía que dejarlo asentado”, aseguró.

 

El caso quedó a cargo de Álvaro Garganta, la Unidad Funcional de Instrucción y Juicio N° 11 de La Plata.

 

Como suele ocurrir, en el caso de “M” las situaciones de violencia ya venían dándose desde hacía mucho tiempo.

 

Él no quería que trabaje ni que saliera de la casa, me aisló por mucho tiempo, hasta que un día fui a ayudar a mi papá con un trabajo y cuando volví a casa no me dejó entrar y me gritó muchísimas cosas desde adentro, también delante de mi hijo”, contó “M”.

 

Al día de hoy, la violencia continúa de otras formas: “M” está a punto de ser desalojada de la casa en la que vive -cuyo alquiler figura a nombre de su agresor- y, aparte, no recibe la cuota alimentaria que le debe pasar por su hijo de 6años.

 

“No me está pasando dinero. Él tiene un embargo del 10 por ciento del sueldo provisorio y no lo paga, está en rebeldía, casi me cortan los servicios y pude frenar eso después de explicar cuál era mi situación en Coopelectric. En este momento mi única preocupación ahora es no quedarme en la calle con mi hijo”, manifestó.

 

A raíz de esto, “M” solicitó, junto a su abogado, un amparo habitacional que, en caso de que se le otorgue, evitaría que se quede sin lugar donde residir con su pequeño, pero, según manifestó, “todavía no hay ninguna clase de respuesta del juez”.

 

“La verdad que la situación se hace cada vez más insostenible, no sé dónde vamos  a vivir”, se lamentó.

 

Necesito que la justicia actué, porque no la estamos pasando nada bien”, concluyó.

 

 

 

Si estás viviendo o conoces a alguien que esté viviendo  una situación de violencia de género, podés comunicarte a la Dirección de Políticas de Género de Olavarría a través del teléfono (2284) 583337. La línea está disponible las 24 horas tanto para llamadas como para mensajes. También podés comunicarte a través de la línea provincial 144.

 

Compartirla

Notas Relacionadas

Deja tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento. Leer más.