Viernes 02 de Diciembre 2022 - 14:08hs
24°
Viernes 02 de Diciembre 2022 - 14:08hs
Olavarría
24°

La ingeniería química desde la mirada de Claudia Wagner y Laura Orifici

Una Directora del Departamento de Ingeniería Química y Tecnología de los Alimentos, la otra Coordinadora de la carrera de Ingeniería Química de la Facultad de Ingeniería. Ambas, en su rol, hablaron sobre la formación en esta profesión.

Foto: Prensa FIO.

Claudia Wagner es Directora del Departamento de Ingeniería Química y Tecnología de los Alimentos y Laura Orifici es Coordinadora de la carrera de Ingeniería Química. Las profesionales se describieron en su rol, caracterizaron el campo laboral y definieron que es una carrera con “fuerte presencia femenina”.

 

Se miran y coinciden: el perfil de la Ingeniería Química está percibido como el mundo de los laboratorios, las probetas y los reactivos, pero afirman que “no es así”.

 

“Tenemos múltiples capacidades que son parte de nuestra formación, la química es un punto de partida, pero de ninguna manera es el horizonte de una carrera que es muy versátil”, explicaron las profesionales.

 

Con el paso del tiempo se ha alimentado el mito de que  la Ingeniería Química está asociada al guardapolvo y las probetas, al día de hoy esto ha quedado instalado en muchos sectores del sistema socio – productivo, pero “es una asociación equivocada y, al mismo tiempo, riesgosa”, afirmó Wagner.

 

Foto: Prensa FIO.

 

 

En este sentido, expuso: “Creer que formamos a nuestros estudiantes para desempeñarse en un laboratorio recorta hasta posibilidades laborales. Tenemos una formación química pero no es más importante que la matemática o la física, como todas las ramas de la Ingeniería. Nuestras fortalezas pasan por otro lado: los productos y los procesos industriales, las maquinarias y recursos asociados a esos procesos, los recursos naturales y el medioambiente, son solo algunos de los campos laborales de quienes se gradúan en la FIO con este título”.

 

Frente a este planteo, Laura Orifici agregó: “Pensar que un Ingeniero Químico se dedica al laboratorio es como creer que un Civil está todo el día lleno de hormigón o un Electromecánico solo se dedica a las redes eléctricas o los motores”.

 

De la “Química Industrial” a la “Ingeniería Química”

 

Hace años que la carrera de la Facultad de Ingeniería de la UNICEN se llama así: Ingeniería Química. En sus orígenes era “Química Industrial”, lo que le daba una amplitud diferente al menos en lo discursivo.

 

Parece paradójico, reflexionó Claudia Wagner, porque “en esos tiempos la orientación de los graduados estaba fuertemente inclinada a abastecer la industria minera de la región, entonces quizás era más razonable pensar en ese perfil de reactivos y probetas”.

 

Sin embargo, hoy, con otro nombre, el mito popular ha crecido peligrosamente. “Tal vez no sería descabellado hablar de Ingeniería de Productos y Procesos”, evalúa Claudia, “pero la Ingeniería Química es una rama con decenas de años de historia y eso también pesa”.

 

 

Foto: Prensa FIO.

 

En detalle, Laura profundizó: “Formamos a los estudiantes en competencias tan amplias como procesos industriales, diseño de productos, contaminación ambiental, también se aborda el uso de recursos; hasta las cuestiones legales o financieras vinculadas con los esos temas son campo de nuestro ejercicio profesional. Nuestros graduados pueden insertarse en muy distintas modalidades de trabajo, incluso en el campo independiente o autogestionado”.

 

 

Sobre la relación que se le hace con la Ingeniería Industrial indicaron que “es posible que no queden claros los alcances de ambas”, y aclararon: “La Ingeniería Química se distingue de la Industrial, entre otras cosas, en que focaliza sobre los procesos químicos, físico-químicos y de bioingeniería y sus instalaciones complementarias, así como sobre el diseño de los productos”.

 

 

Dónde trabajar

 

 

Los campos laborales de la Ingeniería Química son amplísimos. A veces se asocia la profesión a los laboratorios, pero desde la FIO han surgido profesionales que se han desempeñado en empresas multinacionales con cargos de conducción gerencial, por ejemplo.

 

Las industrias son un terreno fértil, y “la perspectiva ambiental nos ha abierto un nuevo escenario de desarrollo”, acotó Wagner. La región está vastamente poblada de profesionales FIO que han alcanzado puestos de conducción, porque “es un proceso lógico”, señaló Orifici.

 

“El inicio profesional puede conducirte a ocupar lugares operativos pero el crecimiento en experiencia y saberes te conduce a los puestos de dirección. Muchísimos egresados de esta carrera han hecho ese camino”, precisaron las profesionales.

 

Cuestión de género

 

A contramano de la tendencia generalizada en Argentina, la Ingeniería Química es percibida como una carrera con fuerte presencia femenina, sin embargo Orifici afirmó: “No hay ninguna razón de valor real para afirmar esto, es otro de los mitos que nos condicionan”.

 

“En esta especialidad, como en todas las Ingenierías, hablamos de personas, no de géneros. Es una discusión que poco a poco se va superando. En otras especialidades es al revés y las mujeres todavía deben lidiar con el estigma del género. En la Ingeniería Química es paradójico: se observa ese prejuicio en el ámbito laboral-industrial, pero no en el académico donde con frecuencia se la percibe como una carrera de mujeres. En ningún caso responde a la mirada que, en nuestra mirada, corresponde: es una profesión con competencias, y en eso no hay géneros sino personas”, cerró.

 

Fuente: Prensa FIO. 

 

Compartirla

Notas Relacionadas

Deja tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento. Leer más.