“Vamos a estar siempre del lado del trabajador, no sirve de otra manera”

El intendente de Benito Juárez, Julio Marini, dialogó a solas con Infoeme en su despacho y realizó un balance del conflicto. Duros conceptos hacia Provincia y Nación, incluso con críticas a Macri cuando estuvo en L’Amalí. El cierre de fábricas de su ciudad y de toda la región. Destacó la vida en el pueblo, la pertenencia y el acompañamiento constante. “Desde el Estado Municipal queremos hacer algo para ayudar en esta situación, como pasó en 2001” dijo.

Alexis Grierson

@alexisdechillar

 

La fría y lluviosa mañana de otoño (como las de los últimos días) mostraba a la ciudad de Benito Juárez comenzando, de a poco, sus actividades. A poco más de 50 kilómetros, continúa un conflicto que está cerca de cumplir 9 meses: Loma Negra señaló que cerrará la planta ubicada en Barker, con el despido de cerca de 300 empleados.

 

 

El Intendente Julio Marini, sin embargo, trató de ser positivo. Señaló que el turismo en las sierras puede ser una salida, pero sabe que los golpes que implican tamaña decisión son caros. Muy caros. Y ya tuvo varios con la industria. Aseguró que intenta hacer “lo que está a su alcance” como Estado Municipal y arrojó críticas al gobierno provincial y nacional.

 

Infoeme dialogó a solas con Marini. El conflicto de Loma Negra todavía tiene mucho por contar.  

 

 

-Imagino lo difícil que debe ser encabezar una intendencia, un Partido, con un conflicto de estas magnitudes, con una comunidad movilizada…

 

-Me tocó vivir también lo del año 2002, cuando se cerró la fábrica. Justo entraba como intendente municipal, en enero del 2002. Esta situación es más que complicada, es un conflicto de hace más de 80 días. Loma Negra parece que por momentos no sabe lo que quiere porque en un momento dice que la fábrica va a continuar, por momentos dice que va a cerrar. Mientras tanto han llamado al retiro voluntario a los compañeros trabajadores mineros, algunos han arreglado, muchos otros no. Han seducido a los traslados, ante el temor de perder el trabajo aceptan eso. Eso genera temas en las familias, las amistades, los chicos en las escuelas, la caída de matrícula. La verdad que se vive una situación de mucha preocupación, angustiante. Hoy el trabajador no sabe dónde está parado. Loma Negra hace ofertas superadoras para que se vayan pero si esa plata no está bien invertida luego, en algo productivo, que dé para vivir, termina siendo de corto plazo. La empresa ha dicho una cosa en el Ministerio de Trabajo y al otro día mandaron telegramas de despidos. Por supuesto lo digo acá, se lo dije a Loma Negra, al Ministerio de Provincia: fuimos con una propuesta de no aumentarle la tasa a la empresa por 4 años. A nosotros nos significa una quita de 150 millones de pesos. Indudablemente no alcanzó, es lo que teníamos. El conflicto continúa, y estamos todos preocupados.

 

-¿Qué opina de lo que sucede en la comunidad de la localidad?

 

La comunidad de Villa Cacique – Barker crece porque se instala una fábrica. No se ha tenido en cuenta lo que significa la responsabilidad social empresaria. Porque lo que pueden estar diciendo en profundidad y uno desconoce es que dicen que no da ganancia. Nosotros creemos que sí da ganancia. No le dará la ganancia que pretende, pero le da ganancia. Este quite de poder mantener el empleado trabajando con total normalidad se ha transformado en algo muy complicado. Uno lo que espera es que la empresa reflexione, que vea que hay personas, chicos, familias enteras que están muy angustiadas. Nosotros estamos del lado del trabajador. No nos vamos a pelear con la empresa, pero en este momento defendemos los puestos de los trabajadores. Me preocupa también el rol de la gobernadora: al otro día que dijo a un diario de Juárez que estaba preocupada y abocada a lo que sucedía en el conflicto, llegaron un centenar de telegramas de despido. ¿Dónde está la preocupación? Queremos que el Estado intervenga de manera más fuerte.

 

-¿Cómo ve el rol del sindicato en este conflicto?

 

He estado muy cerca del gremio de AOMA, y realmente están haciendo el mayor esfuerzo para que el empleado minero pueda resolver esta situación y tener su trabajo como corresponde y vivir tranquilo.

 

 

-¿Y como gobierno local, pueden correr los límites de su ayuda y dar un paso hacia adelante?

 

-Desde el Estado Municipal queremos hacer algo para ayudar en esta situación, como pasó en 2001, que creamos la cárcel. Pero estos momentos son muy duros, es una situación diferente: no tenemos de aliado al gobierno nacional y provincial, hoy no. Pudimos lograr hacer la cárcel en ese momento. Como con el acompañamiento de la Provincia, con un crecimiento lento pero sostenido en el turismo. Antes no había ni una cabaña, hoy hay 200 plazas en Barker. El Estado Municipal compró un hotel y lo está refaccionando. Invertimos en mejorar toda la sala de Primeros Auxilios, que el edificio es de Loma Negra. También invertimos en servicios, asfalto, en el Jardín, y la empresa desconoce todo. Esta gente necesita tener estabilidad de trabajo. Ahora estamos a la espera.

 

-¿Cómo siente como Intendente la manifestación de vecinos que señalan que puede haber un “pueblo fantasma” en el Partido de Benito Juárez?

 

-Nosotros por ese tema mantuvimos una reunión con la Unicen en Tandil buscando desde el Estado Municipal y el acompañamiento de la Universidad para darle asesoramiento a los empleados que con el dinero que reciban en indemnizaciones puedan invertirlo en Villa Cacique – Barker y que les vaya bien. Porque no le vamos a decir “pongan un kiosquito, una remisería” y no le da de vivir. No nos hemos quedado quietos. No es algo a corto plazo, es pensarlo a largo plazo. Y también hay que ver si la gente acepta, cada uno analiza las situaciones particulares. Pero vamos a estar al lado de los vecinos.

 

-¿Para ustedes la salida es el turismo?

 

-El lugar es hermoso y puede crecer en el turismo. Estamos totalmente convencidos que puede ser una salida. Mucha gente invirtió en cabañas para alojar turistas. Nosotros estamos convencidos que potenciar el turismo generará ingresos para aquellos comerciantes que viven en la localidad. Veremos cómo se toma esta propuesta.

 

 

-En paralelo al conflicto el presidente Macri estuvo en Olavarría visitando obras de la misma empresa…

 

-Cuando se sacó la foto en Loma Negra el presidente de todos los argentinos, con el mayor de los respetos a su investidura, estuvo en Olavarría mostrando las inversiones cuando arrancó el conflicto en Barker. Creo que están trabajando equivocados, a la vista está que en la Argentina se cierran fábricas, y en el Estado Nacional y Provincial se hacen los distraídos. En Azul cerró Fabricaciones Militares, pasa en toda la zona, donde nombrás una localidad, cerró una o dos fábricas. Acá en Juárez también cerró una fábrica de pantalones de jean de más de 60 años. Toda la vida se fabricó el UFO, Wrangler: el jean salió de Benito Juárez. Y a fin de mes cierra una parte de la fábrica, el otro mes la otra. Y el Estado está dormido. Esta fábrica de pantalones cierra por las importaciones de China. Por suerte les queda hasta fin de año. Ahora, te tengo que decir que quien gane no va a poder arreglar esto tan fácil. Tenemos que ser honestos.

 

-¿Cómo se han tomado los trabajadores el acompañamiento del Gobierno de Juárez?

 

-Bien. Desde el Estado Municipal hemos acompañado hasta en las marchas. En forma pacífica vamos a estar siempre del lado del trabajador. No sirve de otra manera. También con el cura párroco, los concejales, todos estamos preocupados.

 

 

-Usted vivió los dos grandes conflictos, el del 2001 y este, con todo lo que eso conlleva. ¿Le ha tocado vivir un contexto como este, con tanta unión entre instituciones y la comunidad en la búsqueda de una salida favorable y con tanto amor por la localidad?

 

-Las instituciones están todas firmes. Los gremios….esto nunca pasó. Nos une la gran preocupación, y al ver el desinterés del gobierno nacional y provincial que no está a la altura. Dios ha de querer que tengamos novedades buenas. Después me preocupa mucho las formas, hay policías de afuera, han reforzado la seguridad de una manera que pareciera que la gente de Villa Cacique – Barker es violenta, y la gente lo único que quiere es trabajar, vivir en tranquilidad como lo hace siempre. La gente es pacífica. Por eso estamos acompañando.

Notas Relacionadas

Deja tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento. Leer más.

Mustang Mustang Cloud - CMS para portales de noticias
CONECTAR
CREAR CUENTA