Podría aumentar 4º C la temperatura mundial: Gabriel Blanco explicó la importancia de cambiar paradigmas,

A partir del 30 de noviembre habrá una nueva cumbre sobre cambio climático. En París, los países firmarán el compromiso de aminorar los gases de efecto invernadero para evitar el aumento de las temperaturas. Gabriel Blanco, investigador de la Facultad de Ingeniería participará del encuentro y explica en esta nota la necesidad de cambiar de paradigma. En las últimas décadas la temperatura aumentó 1º C. Intensificar el rotado de cultivos, mejorar la gestión de residuos urbanos, entre otras propuestas.

Entre el 30 de noviembre y el 11 de diciembre, los representantes de varios países se reunirán en París en una nueva cumbre sobre cambio climático. Se espera que de este encuentro surja el compromiso vinculante internacional para reducir la emanación de gases del efecto invernadero, ya que en caso contrario, podría aumentar hasta 4º C la temperatura global.

Es una pugna entre dinero y conciencia. Es una pugna entre dinero y conciencia. De la decisión de los países de cumplir efectivamente con lo allí acordado dependerá el futuro del planeta. Los alarmantes desequilibrios ambientales que ya son una evidente realidad, deberían ser suficientes para modificar actitudes, pero no ocurre tan naturalmente.

El objetivo principal de la conferencia de las partes, o COP21, que se realizará en la capital francesa, es limitar la emisión de gases con efecto invernadero para que el aumento de la temperatura global no supere los 2° C. Argentina propuso reducir sus emisiones hasta un 30% para el año 2030. La mitad serán contribuciones incondicionales, hechas con recursos propios, y la otra mitad atada a financiamiento externo.

blanco.jpg

Gabriel Blanco
, docente e investigador de la Facultad de Ingeniería de la UNICEN, miembro del Panel Intergubernamental de Cambio Climático (IPCC), admite que "no está mal el nivel de contribuciones previstas, pero podría haber sido un poquito más. Frente a otros países de Latinoamérica estamos parecidos en las propuestas de reducción, no desentonamos, pero debería ser más ambicioso porque Argentina tiene todo para ganar, no sólo en reducción de emisiones", planteó.

¿CUÁLES SON LAS FUENTES DE LOS GASES CON EFECTO INVERNADERO DE ARGENTINA?

El inventario de gases indica que las principales fuentes de emisión del país son los combustibles fósiles, la agricultura, que involucra al ganado y el uso de agroquímicos, y en un tercer grupo la deforestación. En tres grandes áreas, según Blanco, el país podría haber profundizado sus contribuciones incondicionales ante el mundo, porque ya se está trabajando y porque existe un gran potencial para hacer más sustentables y eficientes los recursos, más allá de disminuir las contaminaciones.

bosques.jpg

Por ejemplo, "la Ley de Bosques se está implementando a una velocidad de tortuga. Y en el tema agricultura, con la rotación de cultivos y un mejor uso de agroquímicos, también podría haber sido más ambiciosa", consideró.

El cambio de paradigma afecta los hábitos y las economías, pero busca un mundo mejor, y menos “caliente”.

En las últimas décadas la temperatura media ya aumentó 1° C, lo que tiene consecuencias importantes sobre algunos cultivos, como los cereales de invierno.

En la agricultura, "hay que salir del modelo de la soja, porque se está destruyendo el suelo. Acá también tenés todo para ganar: rotación de cultivo, mejor uso del nitrógeno. Y unida al modelo expansivo sojero está la deforestación, con las implicancias ambientales, sociales y económicas que es perder la masa forestal", criticó.

También se ocupó del manejo de residuos. "No sólo se pueden reducir emisiones, sino mejorar la gestión de residuos urbanos e industriales. Allí también el país tiene todo para ganar, en salud, higiene urbana", repasó el magíster e ingeniero de la UNICEN.

"Por eso digo que podrían haber sido más ambiciosas las contribuciones argentinas. Es cierto que hay que tener cuidado porque puede generar un compromiso a nivel internacional, pero podrían plantearse cambios más profundos", sentenció.

Los individuos, en definitiva también generan presión sobre los que toman decisiones.

Y también destacó que el propio Papa puso en agenda mundial al cambio climático. "Es difícil de medir la influencia del Papa a la hora de la verdad, a la hora de generar un compromiso real. Aunque no cambie la mente de los poderosos, sí influye más en los individuos, que en definitiva también generan presión sobre los que toman decisiones. Es el camino más largo generar conciencia desde abajo, pero es muy positivo", aseguró.

Fuente:

Notas Relacionadas

Deja tu comentario