Mucha agua y poco sol, claves para evitar golpes de calor

Ante las altas temperaturas registradas en los últimos días, desde la Secretaría de Prevención y Atención Sanitaria brindaron algunas recomendaciones para prevenir descompensaciones por las altas temperaturas. “Es muy importante la hidratación de los niños, sobre todos los lactantes menores al año de edad, que son quienes están más propensos a deshidratarse

-----------------------------------

El verano es ideal para disfrutar del sol y el aire libre, pero las altas temperaturas nos obligan a tomar medidas precautorias para prevenir golpes de calor, descompensaciones e infecciones estacionarias, y quemaduras de piel.

En este marco, desde la Secretaría de Prevención y Atención Sanitaria sugirieron algunos consejos para prevenir descompensaciones por las altas temperaturas.

Este alerta significa que el calor extremo que representa un riesgo moderado-alto para la salud de la población, especialmente para bebés, niños pequeños y adultos mayores de 65 años.

Ante esta situación se instruyó a personal de los distintos Hospitales y Centros de Atención Primaria de la Salud (CAPS) para trabajar en la prevención de insolaciones, golpes de calor y enfermedades infecciosas estacionarias.

La pediatra Ercilia Castro destacó que “en realidad es muy importante la hidratación de los niños, sobre todos los lactantes menores al año de edad, que son quienes están más propensos a deshidratarse”, y remarcó: “la exposición al sol sobre todo en los chicos debe ser antes de las 11 de la mañana y después de las 16 horas”.

Por último, la Dra. Castro recomendó “evitar las comidas demasiado saladas o altamente calóricas en los días de mucho calor”.

En cuanto a los indicadores que permiten detectar una posible descompensación producto de las altas temperaturas, La Dra. Norma Álvarez Morello, médica del CAPS N° 26 del barrio Lourdes, detalló que los principales síntomas de un golpe de calor son: fuertes dolores de cabeza, mareos y náuseas. Ante esta situación, es necesaria la consulta al médico. Mientras tanto, se pueden aliviar los síntomas resguardándose en un lugar fresco, ventilado y al resguardo del sol.




Fuente:

Notas Relacionadas

Deja tu comentario