Gremios docentes hacen fila para llevar sus reclamos salariales a María Eugenia Vidal

El moyanista Udocba realizará un congreso educativo donde plantearán sus demandas a la gobernadora electa. Otros gremios coincidieron en acelerar las negociaciones antes de fin de año.

Aunque todavía no empezó la discusión salarial, los docentes recogieron el guante lanzado por María Eugenia Vidal y empezaron a delinear estrategias para encarar la negociación. A pocas horas de resultar vencedora en las elecciones provinciales, la gobernadora electa convocó a los gremios para trazar una agenda de trabajo sobre la escuela pública, que incluye, por supuesto, las paritarias del año que viene.

Entre los sindicatos que avanzan en el debate interno está la Unión de Docentes de la Provincia de Buenos Aires (Udocba), alineado con la CGT de Hugo Moyano.

Desde el lunes, unos 500 delegados docentes participarán de un congreso educativo a realizarse en la sede de la central obrera ubicada en la calle Azopardo. Allí, buscarán plebiscitar el planteo de blanqueo salarial y llevar los haberes básicos a 9.400 pesos para el maestro que se inicia.

El congreso, bautizado como "Recrear la escuela para el Siglo XXI. El futuro de la Educación", contará con la asistencia de especialistas de varias universidades y profesionales de neurobiología.

El gremio que dirige Miguel Díaz indicó que "ante la proximidad del cambio de gobierno en la provincia" se buscará "dejar en claro la postura que, como profesionales de la educación, sostendrá la Udocba frente a las nuevas autoridades".

Aunque las demandas gremiales deberán contar con el aval de la sesión plenaria, el conductor de la organización sindical recordó que sostiene su reclamo de "blanqueo salarial y 9.400 pesos de salario básico".

En la misma sintonía, otros gremios saludaron durante la semana la convocatoria de Vidal a discutir. Roberto Baradel, secretario general del Suteba, tiene la expectativa de que las tratativas antes del 10 de diciembre, cuando se produzca institucionalmente el traspaso de mandato.

Por su lado, la conductora de la Federación de Educadores Bonaerenses, Mirtha Petrocini, ratificó que "nuestros reclamos irán con la misma firmeza y en la misma dirección que llevamos todos los años".

Aunque todavía reina la cordialidad con Vidal, se prevé que las conversaciones serán ásperas. Es que el Suteba, el gremio docente con mayor cantidad de afiliados del país, ha encabezado largos conflictos salariales en la Provincia de Buenos Aires. Ese cuadro de alta conflictividad se produjo aún cuando Baradel y el gobernador saliente, Daniel Scioli, formaban parte del mismo espacio político, el Frente para la Victoria.

El macrismo dio un anticipo sobre el escenario que se viene. Jorge Macri, posible jefe de Gabinete de Vidal, adelantó ayer que los incrementos "se van a ajustar en función de la inflación" y pidió a los gremios que "no tomen a los chicos de rehenes".

"Es imposible sostener el reclamo salarial sin sostener el ajuste o actualización de los impuestos. La provincia no tiene la maquinita de hacer dinero", advirtió el primo del jefe de Gobierno porteño.

Fuente:

Notas Relacionadas

Deja tu comentario