Dancing Queen

Ha llegado la hora de comprar vestidos y ropa de noche, porque se avecinan las fiestas de egresadas. Aunque falten 3 meses, mirar con tiempo te asegura una mejor compra, más variedad y, sobre todo, gastar menos plata.

-------------------
Por Michelle Blanchard, especial para Infoeme

La crisis también llego a las grandes marcas que redujeron la cantidad de artículos para la nueva temporada, y obviamente los vestidos de fiesta, al ser de las prendas más caras de la colección primavera/verano, cayeron en la volteada.

Por lo que te aconsejo que salgas a mirar con tiempo la oferta local en materia de atuendos de fiesta.

Si tu hija egresa, te va a ser difícil arreglarla con algo que ya tenga; pero para vos te recomiendo abrir el ropero con tiempo y revólver bien todo. Siempre hay un pantalón que te queda como pintado, o una falda o vestido que pueda ser agiornado con un poco de ingenio y mucha menos plata.

Lo bueno es que la moda está en un punto muy flexible, donde se usa casi de todo. Va lo minimalista, los colores pastel que hace rato estaban archivados, lo tribal, lo hippie chic, los vestidos largos y los cortos, en fin... abrí la caja de Pandora antes de salir desenfrenada a comprar.

# Short de noche



Nada más cómodo que un short, y ahora se usan para salir. Hay mil versiones, de cuero, de seda, hasta de algodón. Para una fiesta, elegí estas tres versiones con canutillos, y bordados. Arriba, una musculosa de seda, satén o Gaza y poco accesorio. Sí o sí, unos buenos tacos.

#Vestidos tipo enagua



Los vestidos tipo enagua (de las que usaban las abuelas debajo de la ropa, de seda con encaje) se usan a rabiar. Acá una versión divina, bordada, con una espalda totalmente descubierta. Lo que hay que tener en cuenta es que este tipo de vestidos se usan sin corpiño, o hay que hacerles poner tazas porque casi nunca las traen.

Si optamos por algo tan cargado, usar sandalias altas y sin accesorios.



Acá dos versiones con lentejuelas, un poco más largo el vestido apto para una mamá canchera y a la moda, que no le quita el protagonismo a su hija.

# Azul profundo



El azul en todas sus versiones es ideal para la noche. Lo podes complementar con dorado, plata o cobre. Incluso con negro, que fue la dupla de la temporada de invierno 2014.



En materia de calzado, Las bases de madera y yute llegaron también para la noche, aportando una nota de informalidad a la etiqueta.

# Opciones para arriba



Las musculosas bordadas son ideales para levantar cualquier pantalón o falda. Si no pasás la prueba del salero (como diría Susana Giménez) una camisa de Gaza con las mangas transparentes y 3/4 es una alternativa. También hay manguitas de tul que se usan para cubrir delicadamente los brazos cuando nos ponemos vestidos sin mangas.



# Vestidos estampados

Este tipo de vestidos es ideal para disimular rollitos.



Si no aguantas los tacos altos, opta por el taco chino, pero por favor nada de zapato bajo aunque midas 1,80.



Este año se usa el color rosado metalizado para los zapatos y sobres, que son el accesorio indispensable en cualquier aoutfit nocturno.

# Hippie Chic



# Vestidos y faldas largas

El vestido largo usado con tacos estiliza. Actualmente se usan tanto de día como de noche.



El corte debajo del busto es ideal para disimular la panza. El plisado, sigue vigente pero no es apto para curvas pronunciadas. Acá dos versiones de vestidos largos, el primero para mujeres más pomposas y el segundo, para mujeres sin curvas.



Una falda larga te permite cambiar la parte de arriba, transformándola en un nuevo equipete.

Los pailletes y el animal print hacen furor.





# Anímate al color



Si vas toda de negro, anímate al color ya sea con los zapatos o un sobre más jugado.


Agradecimientos:

Vestidos de fiesta: La Finestra, Multiespacio, Tekila y Ossira Outlet.

Zapatos y carteras: Blondas, La Finestra, Lorca, Multiespacio y Lara.




Fuente:

Notas Relacionadas

Deja tu comentario