Torrisi: "desarmar y volver a armar va a costar el doble"

Lo dijo el técnico de Ferro en referencia a las bajas que sufrió su equipo de cara al comienzo de la temporada 2015. Igualmente reconoció: "Te tenés que adaptar a las condiciones económicas de la institución. Yo comprendo todo".

Ferro llegó a adquirir durante el ya finalizado Torneo Federal B una identidad de juego. Eso que a muchos equipos les cuesta varios torneos adquirir, el carbonero lo tuvo en seis meses. Hoy, ese plantel sufrió varias bajas y, en palabras de su técnico, Daniel Torrisi "desarmar y volver a armar va a costar el doble".

Ferro retomó los entrenamientos a mediados de febrero. La idea de su entrenador era "mantener la base del equipo del Federal B en el local para que esté aceitado de cara al próximo Federal", pero "es muy difícil", reconoció el DT.

De la entidad de la Avenida Pringles se fueron Ramiro Biscardi, Nicolás Di Bello, Edgardo Maldonado, Enzo Barrientos, Joel Zalazar, Joaquín Zalazar y Federico Cataruozzolo. "Por suerte todavía tengo a Rosales, Carluchi, Longhini, Gargaglione y Galván", comentó su técnico y prosiguió: "tendré que ver cómo evolucionan los pibes del local para ver si pueden integrar el equipo del B; sino hay que traer algo de afuera pero eso lo evaluaremos más adelante".

"Yo pensaba en traer dos jugadores pero te tenés que adaptar a las condiciones económicas de la institución. Yo comprendo todo. Y al jugador no le puedo privar que vaya a una categoría más. No estoy de acuerdo en que por 200 pesos bajen de categoría. Yo a ese no quiero que vuelva más, eso que quede clarito", relató el entrenador.

A Torrisi le interesaban Santiago Giuntini de Kimberley de Mar del Plata y Rodrigo Sánchez de Villa Mitre de Bahía Blanca (equipo que incorporó recientemente a Matías Ordozgoiti) pero "es muy difícil. Es una situación que hay que entenderla", afirmó.

"Dos es un número corto. El tema era retener a todos. Cuando un equipo logra lo que logró, es difícil mantenerlo. Lo desarmas por teléfono en 15 minutos y a mí me costó seis meses armarlo. A mí me costó muchísimo armar el equipo y que ande. Entonces ahora desarmar y volver a amar, va a costar el doble".

La incorporación de refuerzos es algo complejo no sólo para Ferro sino para cualquier club olavarriense. "Dios quiera que ilumine a los empresarios de Olavarría", dijo Torrisi entre risas y agregó: "El fútbol de Olavarría está en estas condiciones, así no vamos a pasar nunca la frontera".

Por último, el técnico rememoró el pasar del carbonero en el Federal B. Su equipo llegó a ganarle como visitante al ascendido Tiro Federal. "Fue allá (en Bahía Blanca) un 4 a 2 y con baile", recuerda Torrisi. Después relató su indignación por la eliminación ante Sol de Mayo: "lo de Viedma allá es un robo a mano armada. Estoy re caliente con ese tema porque ahí indudablemente hubo cosas raras. Ellos ya tenían antecedentes, su equipo se retiró a los 45 minutos", dijo y ante la pregunta de una eventual revancha, declaró entre risas: "me hubiese gustado tenerla con el mismo equipo, y si es posible, con dos jugadores más".

Fuente:

Notas Relacionadas

Deja tu comentario