Prestadora de Pami denuncia irregularidades con una clínica

La fonoaudióloga Patricia Sobrón decidió hacer público su caso luego de recibir pagos por parte de la clínica de “hasta un 75% menos de lo facturado”. “Nunca me llamaron para decir si hubo un cambio de convenio o si están cortadas las prestaciones. A mí en Pami me aseguran que se pagó” sostuvo. Además comparó el caso con otro sanatorio privado en donde “vengo cobrando mes a mes” sostuvo.

------------------------

La fonoaudióloga Patricia Sobrón denunció una serie de irregularidades por parte de una clínica privada al momento de liquidar sus prestaciones para afiliados de la obra social Pami.

La profesional señaló a Infoeme que tras varios meses de deuda, desde el nosocomio le abonaron órdenes que llegan “hasta un 75% menos de lo facturado”.

“Soy fonoaudióloga y prestadora de Pami durante mucho tiempo. Primero trabajé cuando era Fecliba y ahora desde hace bastantes años trabajo con María Auxiliadora y la Clínica Cemeda. Sólo hago estudios audiológicos, no hago tratamiento ni audífonos” explicó y agregó: “El problema es que en la otra clínica vengo cobrando mes a mes, el anterior al trabajo. En María Auxiliadora venía con un atraso de cuatro o cinco meses. A fines de marzo una paciente me refiere que no me había autorizado la orden, porque trabajamos con derivación médica, entonces el médico le da la orden al paciente, la clínica la autoriza y esa me llega a mí” contó.

“Yo no sabía nada, llamé a la clínica y me informaron que había habido un cambio con Pami y que estaban en tratativas y que por ahora habían cortado las prestaciones. A mí no me llegaron más pacientes por lo cual no atendí a partir de abril. También llamé a Cemeda y me dijeron que ellos seguían trabajando, que había un cambio de convenido pero que seguían trabajando” siguió.

Seguidamente recordó que “cuando fui a presentar la última facturación le pregunté por el pago anterior y a partir de ahí no me pagaron. Me debían diciembre, enero, febrero y marzo. Yo reclamé durante abril y mayo, fui varias veces a la clínica, a Pami y lo último que me informó una administrativa la semana pasada era que iban a salir algunos pagos” dijo.




“El jueves pasado me dijeron hay pagos. Mandé a la secretaria a buscarlos y cuando me los trae- nos pagaron diciembre, enero y febrero- y cuando me dijo el monto me puse a mirar y de diciembre me pagaron un 75% menos de lo facturado y de enero y febrero un 65% menos. Mi secretaria agarró los cheques porque no sabía. Yo tengo un registro donde está el paciente, el número de afiliado, el paciente y el monto y eso lo presento todos los meses en la clínica y cuando ellos me dan el cheque yo emito mi factura. Siempre nos manejamos así, no es que entrego primero la factura y después me pagan” aseguró Patricia Sobrón.

“Llamé a la clínica y la empleada administrativa me dijo que Pami les había hecho débitos. Que Pami no le había pagado como corresponde entonces ellos tuvieron que dividirlos, hacer porcentajes, y descontar a todos los médicos. Fui a Pami otra vez, hablé con la Jefa de Pami, me dijo que no, que Pami había pagado que no pasa por la filial de Olavarría que se paga directamente pero que eso estaba abonado. Y en la clínica me dicen que no pagó. Entonces es la palabra de uno contra la otra. Lo que sí es que Cemeda si va al día y trabaja con Pami y a Coceba se le pagó – que es el Hospital- porque eso me informaron mis colegas y todos trabajan con Pami” indicó.

Señaló que sus colegas “están en conocimiento y me están apoyando. Hace 19 años que trabajo en Olavarría, nunca tuve problema con nadie. Esto que alguna gerenciadora se hay ido de Olavarría y no haya pagado nos ha pasado pero esto nos excede y no tengo ninguna respuesta de María Auxiliadora que no sea un administrativo. Desde abril que estoy con este reclamo” sostuvo.




“Nunca me llamaron para decir hubo un cambio de convenio o si están cortadas las prestaciones. A mí en Pami me aseguran que se pagó. Pero no encuentro respuestas en ningún lado y no me parece justo y no podemos trabajar así. Porque a los pacientes los atendí bien y jamás he cobrado un peso arriba de la orden. Mínimo quiero una respuesta” finalizó.




Fuente:

Notas Relacionadas

Deja tu comentario