Polémico documento de un gremio de Anses por el cambio de jefatura

En un comunicado de prensa, María Soledad Nicollier, quien se desempeña como delegada de APOPS, Asociación del Personal de los Organismos de Previsión Social, uno de los sindicatos de los empleados del Anses se mostró a favor de la designación de Pablo Rodríguez y cuestionó las políticas llevadas a cabo en los últimos dos años.

La titular de la Asociación del Personal de los Organismos de Previsión Social, María Soledad Nicollier, se refirió a los recientes cambios en Anses y celebró la designación de Pablo Rodríguez, hombre ligado al riñón del diputado de La Cámpora, César Valicenti.


Ante el cambio de jefatura que dejó fuera a Maria Celia Diorio, Nicollier expresó que "todos los puestos de conducción de Jefatura del Organismo corresponden a puestos políticos, esperando siempre desde la masa trabajadora, que éstos, más allá de la gestión que les corresponde realizar por el puesto que se les ha otorgado, no descuiden lo más valioso que posee cada institución: sus trabajadores".

Opinó que a partir de la designación de Rodríguez "dentro del ámbito de trabajo cotidiano se respira un aire de esperanza generado por este cambio de jefatura" .


Valoró la labor de los empleados y se refirió a las actuaciones en la sede durante los últimos dos años: "a este nivel sólo me resta decir que actualmente, y no sólo debido al incremento de trabajo y prestaciones, los empleados de Anses estamos agotados,cansados, enfrentados e indignados de los favoritismos a dedo de una minoría que hemos tenido que soportar estos últimos 2 años" dijo.

Respecto de los trabajadores que continúan con las labores diarias, aclaró la titular del gremio "Que el tiempo de gestión es solo atribuible a los trabajadores, son ellos los protagonistas de cada día, quienes a pesar de las adversidades de cada día están con el publico y tratan de resolver cada problemática", y remarcó la importancia del trabajo en equipo al expresar que "nadie, pero nadie puede atribuirse un logro, somos todos, el grupo de trabajo".

Dejó claro que "absolutamente nadie se encuentra trabajando bajo presión" y señaló que "los puestos no son únicos e inamovibles" y sostuvo que ante la gran demanda sólo se pide a quienes "habían perdido la costumbre que colaboren.... ya que es hasta violento, ver tanta gente esperando y sólo 3 o 4 operadores atendiendo".





Fuente:

Notas Relacionadas

Deja tu comentario