Pisani: “Se ganó más de lo que uno pensaba”

El entrenador de Estudiantes analizó los catorce partidos que lleva la temporada y encuentra a su equipo líder, con una ventaja importante sobre sus inmediatos perseguidores. También dio su parecer sobre los juveniles, la decisión de Ariel Weisbeck en dejar el plantel y las proyecciones para el 2014 donde la prioridad “es ganar la zona y después se verá dónde quedamos a nivel país”. Y lanzó: “No tenemos una presión extra con el ascenso”.

------------

Estudiantes tuvo una gran primera parte de temporada en el Torneo Federal. Antes del receso de las fiestas, su entrenador José Luis Pisani visitó la redacción de Infoeme para dialogar de lo que viene realizando su equipo.

“El balance ha sido altamente positivo. No encuentro cosas negativas, noto que hay cosas o aspectos para potenciar en el equipo. Durante estos 14 partidos se puso a Estudiantes en un lugar donde todos creían que Ferro iba a estar, liderando la conferencia. Cerramos el año con una ventaja importante sobre el segundo y tercero”, fueron las primeras palabras del bahiense.

Luego habló sobre las pocas derrotas que sufrió. “Cuando nos tocó perder fue en los lugares austeros para jugar como Junín y Tandil. Son canchas de espacios reducidos, muy cortos… Esos equipos que defienden de una manera muy distinta a la nuestra, nos costó jugarles y llevó a caer en esos encuentros”.

Luego confesó que “se ganó más de lo que uno pensaba. Soy de sacar cuentas cuando empiezan las ruedas y pensaba cerrar el año con diez u once partidos ganados, algo que iba a ser muy bueno. La realidad indica que ganamos doce y me pone muy contento porque encontré un equipo con muchas ganas de ganar. Han dado cosas importantes y victorias de visitante en canchas complicadas, lo que demuestra es que tienen hambre de gloria”.



Pisani siente, como todos, que “Estudiantes por su historia es candidato. Armamos un equipo importante en la categoría, quizás no tenemos nombres rotulantes o con mucha trayectoria. Hicimos un mix entre veteranos no muy grandes y chicos jóvenes con ganas de ganar para crecer y cruzar la frontera de categoría. Desde el primer día notamos cosas muy buenas en lo humano y vamos madurando”.

Y agregó, “la clave de esto fue poder mantener la base del año pasado con jugadores como Juany Mateo o Juan Levrino que tienen una entrega del 110% al entrenamiento diario, entonces los que se van a acoplar saben que tienen que estar a la altura de ellos. Se generó una química muy linda. Hemos tenidos partidos bueno, malos y se han ganado sin jugar bien que eso también es importante en esta categoría. Se ganó más del 80% de los partidos. Llevamos 22 partidos invictos de local que debe ser algo histórico”.

Luego destacó que en Estudiantes “se trabaja muy tranquilo. No tenemos una presión extra con el ascenso. Nos dan mucha rienda suelta para nuestro trabajo y la casa está en orden. No nos falta absolutamente nada que decir. Tenemos una estructura y organización que excede la categoría”.

A la hora de hablar de algunos jugadores, el entrenador destacó a “Juan Levrino y Rodrigo Sánchez. Ellos han dado un salto de calidad con respecto a la temporada pasada. Juan es nuestro goleador y asumió su rol como líder en la ofensiva de los partidos, lo que nos posiciona en el primer lugar de la conferencia”.

En el aspecto negativo “veo lo de los menores. Es un déficit importante en poder combinar la concentración y la actitud al trabajo diario con respecto al resto. Es una cuestión cultural, me parece. Hace unos quince días, Ariel Weisbeck dejó el equipo y manifestó que no estaba a la altura de las circunstancias. Para mi se le había exigido poco y quería que estos tres meses, sin colegio, pueda entrenar para generar un cambio corporal y sumar más de los siete minutos y pico que venía promediando”.



“Es algo que pasa en todos lados. Hay que hacerse un replanteo del sacrificio. A los chicos con talento, en los clubes hay que ir enseñándoles lo que es el deporte profesional. Lo charlamos mucho con Mauri Beltramella que sabe de sacrificio para llegar a ser jugador de Liga Nacional”, explicó.

Pisani entiende que “hay que lograr una buena estructura en el club con reclutados o no, pero terminan confirmando su condición los chicos que llegan de afuera que se la juegan porque están convencidos que quieren vivir del básquet. Con los de tu Ciudad, no saben pero porque no se les enseña. No es fácil, son entrenamientos de doble turno, hacer pesas… Estoy dispuesto a colaborar en lo que sea para armar algo lindo e importante en las bases del básquet de Olavarría. Si me llaman para dar una clínica y estar en un entrenamiento de algún club, lo hago sin problemas pero lo que ocurre es que nunca me invitaron. Iría con total gusto”.

Luego se refirió a otro de los juveniles con proyección de Olavarría como Ignacio Galardo. “Creo que es un caso muy particular. Su cuerpo es un diamante en bruto, debe ser uno de los jugadores federados más alto de la Argentina con chicos de su edad y tiene una contextura física envidiable. Es inteligente y tiene una madurez mental bárbara. Hoy se encuentra con problemas motrices serios, sus piernas no pueden aguantar su estructura pero hizo un año de trabajo muy sacrificado con el profe. Le hizo un cambio motriz increíble, pero esto lo tendría que haber realizado hace tres años. Nacho está en plena ascendencia, tiene un verano importante. Asumió el compromiso de entrenador todos los días y por demás”.

“Terminé estos 14 partidos muy cansado, gratamente. Esta temporada era muy desafiante en lo personal y me llevó mucha energía que la dediqué plenamente al equipo. Esta semana empecé a mirar un poco las otras zonas”, reconoció.

Y siente que “la segunda etapa de la temporada será más dura. Ferro se va a equilibrar, más que nada en lo emocional. Independiente de Tandil sumaría un refuerzo muy importante que le daría más calidad de la que ya tiene. San Lorenzo o Platense van a mejorar. Lo mismo con Villa Mitre que se reforzó… Hay que ganar diez partidos de los 14 que quedan, para eso tenemos que estar fuertes. Lo principal es ganar la zona y después se verá dónde quedamos a nivel país”.




Fuente:

Notas Relacionadas

Deja tu comentario