Padres protestan en la Escuela Nº49 y piden soluciones por el amianto

Un grupo de unas 150 personas se concentró este martes al mediodía en la puerta del colegio. Reclaman que se retire el techo de la escuela y amenazan con retirar a sus hijos sino hay soluciones. Autoridades, referentes sindicales y padres mantienen una reunión para resolver el conflicto.

Un grupo de padres de estudiantes que concurren a la Escuela Primaria Nº49 iniciaron este martes al mediodía una protesta para pedir que se retire el techo del colegio por la presencia de amianto- material que puede resultar cancerígeno y cuyo uso está prohibido- según denunciaron un tiempo atrás representantes del gremio de ATE.

Unos 150 padres se reunieron en la sede del colegio - ubicado en Urquiza y Bolívar - y exigieron a las autoridades que se retire y se cambie el techo.

Hasta la sede se acercaron la inspectora de Educación Distrital, Claudia Escudero, la presidenta del Consejo Escolar, Andrea Rodríguez y el inspector de Infraestructura Escolar Miguel Cilley.

escuela494



También llegaron representantes de ATE y la secretaria adjunta de Unión Docentes Olavarría (UDO) Graciela Ramongassie, entre otros.

La reunión, que comenzó en la calle, se trasladó al patio del colegio. Allí autoridades educativas propusieron analizar opciones para que no se suspendan las clases. La directora de la escuela Alejandra Sanchez, informó que este lunes se realizó una reunión en la Escuela Normal para informar sobre el tema y los pasos a seguir, a la que solamente concurrieron 7 padres.

El grupo de padres planteó que de no haber soluciones retirarán a los alumnos de la escuela, al mismo tiempo que pidieron explicaciones a las autoridades educativas sobre cuando se va a retirar el techo. Muchos de ellos amenazaron con tomar medidas más radicales, es decir quemar gomas, tomar el colegio o retirar a los chicos de forma indeterminada hasta que se soluciones.

escuela493

escuela491



Tras un intercambio de ideas, las autoridades propusieron hacer un pedido para que las obras se realicen rápidamente y se cambie el techo en el receso invernal de julio.

Muchos padres pidieron que los chicos no vayan a la escuela por una semana, cosa que los propios docentes no quisieron realizar argumentando que no podían sugerir esa medida porque por sobre todas las cosas estaban los chicos, aunque algunos padres manifestaron que "cuando hacen paro no les importa que los chicos estén una semana sin clases".

Finalmente, algunos retiraron a sus hijos de la escuela, mientras que otros los dejaron a la espera de una respuesta oficial y formal sobre cuando se va a cambiar el techo de la institución.


Fuente:

Notas Relacionadas

Deja tu comentario