Misticismo, urbanismo y color en el Centro Cultural “San José”

Una distendida charla entre los artistas y su público dejó inaugurada este sábado la exposición conjunta de Diego Perrotta y Omar Panosetti, quienes realizaron un recorrido individual por cada una de sus obras, respondiendo las inquietudes de los presentes.

------------------

En la tarde del sábado fue inaugurada una nueva exposición en el Centro Cultural Municipal “San José”: se trata de la muestra conjunta entre dos artistas argentinos de excelencia: Diego Perrotta y Omar Panosetti.

“Los une color, la amistad, el trabajo en conjunto, la ironía, lo urbano, lo mágico, lo popular y su sentir la pintura”, tal como los definió el Director y Curador del Centro Cultural, Benjamín Aitala; quien participó del acto inaugural junto a la Subsecretaria de Gestión Cultural, Agustina Marino.



La jornada de apertura consistió en una distendida charla entre los artistas y su público. Perrotta y Panosetti realizaron un recorrido individual por cada una de sus obras, respondiendo las inquietudes de los presentes.

Diego Perrotta

Perrotta hizo un repaso de sus inicios en el arte, de la influencia del barrio de Liniers en sus obras; y de la parroquia de San Cayetano y su santuario como una de sus principales fuentes de inspiración. “Me gusta ir a las iglesias, no como creyente, sino como un simple espectador” explicó el artista capitalino, quien afirma que es una experiencia enriquecedora de la que él se nutre, tanto a nivel de lo estético como del misticismo. “Es muy interesante el clima que se genera en la iglesia; gente que cierra sus ojos, reza, se conecta desde un plano diferente. Mucho de lo que pasa a nivel de la fe me inspira” afirmó Perrotta. Esto se plasma en sus trabajos, muchos de los cuales mezclan la religión con lo pagano, lo sagrado con lo profano, la mística, el ritual.

También, el artista de Liniers encuentra inspiración en el contexto social. Ello se demuestra fundamentalmente en “Emma, Ramona y Marita”, obra de su serie “Mujer Latente”, que refleja la trata de personas. Allí, Perrotta homenajea a dos grandes exponentes del arte argentino: Antonio Berni y Lino Eneas Spilimgergo.



“Emma, Ramona y Marita” refleja las vidas marginales de Emma Scarpini, una joven obligada a ejercer la prostitución que decide suicidarse arrojándose desde el noveno piso de un hotel; Ramona Montiel, ícono de las mujeres de grandes ciudades que se prostituyen para sobrevivir; y Marita Verón, joven secuestrada y desaparecida por una red de trata en abril de 2002, en San Miguel de Tucumán.

Por otra parte, Diego Perrotta contó a los presentes su vínculo con la banda de rock “Los Piojos”, a quienes el artista realizó el arte de tapa de su disco “Tercer Arco” en 1996; y su posterior viaje a México, donde vivió más de un año, y las reminiscencias en su obra de su estadía en el país azteca.

Omar Panosetti

Por su parte, Omar Panosetti, en el recorrido por las obras que se exhiben desde ayer en el Centro Cultural Municipal, también hizo un repaso de sus experiencias como artista.



Habló de su infancia en Ciudadela, Gran Buenos Aires, cercano al ex Barrio “Ejército de los Andes”, hoy “Fuerte Apache”; su principal fuente de inspiración. “Fuerte Apache marcó lo que yo dibujaba” explicó Panosetti. En sus obras se reflejan estas influencias: fábricas abandonadas (“en los años ’90 la gente perdió el empleo, las fábricas se cerraron, sólo quedaron fantasmas”); monobloques grises, y chimeneas, muchas chimeneas; por lo general humeantes. “Me gusta pensar que más allá de las fábricas abandonadas hay esperanza, por eso siempre las chimeneas están funcionando”, explicó el artista.

Se destaca en su obra la descontextualización, un gran juego con los espacios. Edificios que surgen en el medio de un bosque, una fábrica debajo de un volcán; hay una fuerte presencia de naturaleza en medio del cemento gris. “El verde que va cubriendo los edificios simboliza que hay vida aún en el abandono”, sugiere Panosetti.

También se descubren reminiscencias de su paso como diseñador. Palabras en espejo, como símbolos, captan la atención en sus pinturas. Asimismo, el comic es una de las principales influencias del artista de Ciudadela.



El trabajo de Panosetti refleja un paralelismo con el de Perrotta en la aparición de seres sobrenaturales que dominan la escena.

“Conozco y admiro la obra de Perrotta desde sus comienzos, y he asistido a muchas de sus numerosas muestras. Llego a Panosetti a través de sus dibujos en publicaciones gráficas y ahí es donde comienzo a interesarme por su obra”, explica Benjamín Aitala, y afirma que “una vez más, es un honor y una alegría recibir en el Centro Cultural a artistas de su talla y su buena persona.”




Fuente:

Notas Relacionadas

Deja tu comentario