Investigan denuncia por "apremios" contra internos de la Unidad 38

Días atrás cinco internos iniciaron una protesta y pidieron el traslado a otra sede carcelaria. Entre las acciones que realizaron se "habían cosido la boca". Integrantes de la Unidad de Delitos Carcelarios y de la Comisión por la Memoria recorrieron la sede carcelaria.


Integrantes de la Unidad de Delitos Carcelarios que conduce el fiscal Martín Pizzolo en forma conjunta con el abogado Mariano López, representante legal de la Comisión por la Memoria recorrieron la Unidad 38 de Sierra Chica a partir de una protesta iniciada por cinco reclusos.

Durante la visita, se constató que los internos "se habían cosido las bocas" y tras una mediación accedieron a "descosérselas" indicaron fuentes ligadas a la investigación.

Los reclusos pidieron el traslado a otra sede carcelaria y "plantearon que habían sido sometidos a ciertos apremios por parte del servicio. La presencia nuestra fue por ese motivo, habían dicho que habían sido víctimas de vejámenes" señalaron.

La causa está caratulada "como averiguación de ilícito" e interviene la ayudantía de Delitos Carcelarios.

Hasta el momento es todo en materia de investigación. En el lugar donde los internos manifestaron a posvejámenes habría cámaras de seguridad, elemento que podría ser una de las claves para indagar sobre lo sucedido.



Fuente:

Notas Relacionadas

Deja tu comentario