El mal clima afectó la búsqueda de los olavarrienses en Pringles

Este domingo se cumplió una semana de que Hugo David Barragán y su hijo Ezequiel se fueron a pescar en el Dique Paso de las Piedras y desaparecieron en el lugar. La intensa búsqueda de los cuerpos en la laguna se vio interrumpida por la mañana debido a las condiciones climáticas. Para el lunes prevén un operativo a gran escala con embarcaciones de rescate, buzos y una unidad canina de rastreo acuático.

----------------------

Continúa la búsqueda de Hugo David Barragán y su hijo Hugo Ezequiel, los olavarrienses que el domingo 15 de junio se fueron a pescar al Dique Paso de Piedras y no regresaron.

Este domingo por la mañana el operativo se complicó debido a las condiciones climáticas. “Amaneció con lloviznas, cielo cubierto y viento, lo que impuso el abortaje de la operatoria prevista para la mañana en cuanto a las embarcaciones de rescate, personal de buzos y desde el aire”, señalaron desde la Policía de Pringles.

Hacia las 14:00 la búsqueda se realizó en la superficie costera a cargo de tres dotaciones de la Policía Rural y con la presencia de familiares, sin resultados positivos.

Para el lunes, si el clima lo permite, se desplegará nuevamente un operativo a gran escala con embarcaciones de rescate, buzos policiales, aeronaves de observación, Policía Rural y una unidad canina K9 de rastreo cadavérico para agua, gestionada por la Unidad Cinotecnica Policial con sede en San Martin (conurbano).

Restricción de actividades en la laguna
Por otro lado, la Jefatura de Policía de Pringles informó para conocimiento general que aun se encuentra vigente la resolución 890/09 en el Dique Paso de las Piedras, embalse que entró en Estado de Alerta 1 el 26/6/2009 por la notoria disminución de sus reservas.

En el protocolo de cumplimiento figura la “Restricción de acceso y suspensión de actividades recreativas en el embalse y área protegida” con el objetivo de preservar la calidad del reservorio y su entorno medioambiental, “que se ve alterado y atacado por los visitantes, siendo el objetivo primordial y único del embalse la provisión de agua a las ciudades de Bahía Blanca y Coronel Rosales. Dicha norma está publicada en el Boletín Oficial de la Provincia de Buenos Aires, por lo que es de conocimiento y cumplimiento obligatorio de todos los ciudadanos. Quienes ingresan al predio, lo hacen en clara violación a la ley y muchas veces publicitando su transgresión en redes sociales, con nombres y fotos, en total demostración de impunidad”, destaca el boletín policial.

Y concluye: “Merece un apartado especial los riesgos existentes para las personas, tanto en los sectores del terreno (ofidios-arácnidos-sectores rocosos con alturas) y en el espejo de agua (las corrientes y los vientos, las profundidades irregulares con sectores que poseen inclusive objetos y construcciones diversas en las profundidades), con lamentables consecuencias para aquellos que se arriesgan a sufrir lesiones o inclusive, tristemente, a perder la vida en ello. Esto rige para todo el perímetro del emprendimiento con la prohibición de ingreso a TODA el área del embalse, incluyendo el sector de la desembocadura del rio Sauce Grande, con acceso por la Ruta Provincial 51, dado que forma parte del área protegida y perilago bajo la jurisdicción de la normativa citada”.



Fuente:

Notas Relacionadas

Deja tu comentario